viernes, 4 de diciembre de 2009

¡La Oposición mal pensada que tenemos!

Según el artículo 296 de la Constitución, “El Consejo Nacional Electoral estará integrado por cinco personas no vinculadas a organizaciones con fines políticos…”. En concordancia con dicho artículo, la Asamblea Nacional designó y hoy juramentó como nueva Rectora Electoral a Socorro Hernández, quien hace siete meses era simultáneamente Ministra de Telecomunicaciones y Presidenta de la Compañía Anónima Nacional Teléfonos de Venezuela (CANTV); y hasta el día de su postulación al cargo fue militante del partido de gobierno: el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV).

Antes de su juramentación y para defenderse de la oposición mal pensada que ha criticado su designación, porque supuestamente viola el citado artículo 296 Constitucional, Socorro Hernández declaró haber renunciado al PSUV al momento de ser postulada al CNE, y consideró que el haber sido miembro del partido oficialista no le resta credibilidad como rectora electoral (sic) pues aseguró que su gestión se caracterizará por su ética profesional. “Yo pertenecí al PSUV, pero eso no significa que de por vida yo tenga que estar en el partido, cuando me hicieron la propuesta de incorporarme como postulada para el CNE, consideré que era una oportunidad que no podía dejar pasar… inmediatamente renuncié al partido para liberarme de cualquier disciplina partidista”, afirmó la susodicha.

La ex funcionaria del Gobierno leyó mejor que la Oposición el artículo donde la Constitución dice que el CNE debe integrarse con “cinco personas no vinculadas a organizaciones con fines políticos…”. La Oposición creyó que no bastaba solamente con renunciar a la militancia partidista, sino que el Rector electoral debía carecer de cualquier vínculo que comprometiera su imparcialidad frente a la totalidad de los candidatos y/o de las organizaciones políticas. La Oposición está preocupada porque la ex funcionaria de confianza del Presidente Chávez dijo, hace apenas siete meses, cuando fue removida de los altos cargos que ocupaba:

Estaré en cualquier rincón que me demande la Patria, cumpliendo con mi deber, en mi trinchera de lucha, respaldando al Presidente y al proceso político, estaré en la batalla desde el sitio más humilde hasta el de mayor decisión, sabemos que todos tenemos un valor para la revolución, para el país, para la transformación de la sociedad y para salvar el planeta, porque soy creyente que sin el socialismo, la vida no será posible”.

¡No entiendo la desconfianza de la Oposición! El hecho de que Socorro Hernández haya sido alta funcionaria en el gobierno de Chávez, militante del PSUV y haya prometido respaldar al Presidente y a su proceso político (porque para ella el socialismo es la única forma de vida posible) no le resta credibilidad como Rectora del Órgano Electoral, mucho menos significa que ella de por vida tenga que estar en el partido del Presidente o comprometida con él, o sometida a la disciplina partidista. ¡Confiemos en su ética profesional!

No hay comentarios: